Categories
Guía de Supervivencia

Hacer networking es para todos, incluso si eres introvertido

Hacer networking se ha convertido en una de las mejores habilidades para cualquier profesional. 

Probablemente ya sepas que el networking es el intercambio de ideas e información que se da entre personas de una misma profesión, que comparten un mismo interés o que pueden llegar a tener una relación comercial. O sea, básicamente se trata de socializar y buscar entablar conversaciones con otras personas, principalmente asistiendo a eventos profesionales de diferentes tipos. 

Así que digamos que, si eres marketero, entonces entablar una relación y conexiones con otros marketeros o con marcas con la finalidad de obtener algo a cambio (más contactos, ideas nuevas, una oportunidad de trabajo) es hacer networking. 

¿Por qué es importante hacer networking?

Hacer networking puede darle un impulso a tu carera... cuando lo haces bien.
Hacer networking puede ser muy bueno para tu carre… bueno, si lo haces bien.

El éxito mucho tiene que ver con lo bien que están conectadas las personas. Si inviertes tiempo y esfuerzo en tus relaciones tanto profesionales como personales, en algún momento verás frutos. Ya sea con un excelente trabajo, consiguiendo mejores clientes o simplemente teniendo una relación increíble con personas con las que puedes hacer algunas de las actividades que más te gusten. 

Si te consideras una persona introvertida, tal vez pensar en hacer networking suena como una pesadilla para ti. Pero, la realidad es que no tiene por qué serlo. Aquí te damos 5 tips que te ayudarán a hacer networking como un campeón, aunque seas de personalidad intovertida. 

Tip #1: Pide que te presenten

Hacer networking
No tengas pena de pedir ayuda. Que alguien más te apoye presentándote con las personas adecuadas puede hacer la diferencia.

Entrar a un evento o una sala de conferencias donde no conoces a nadie puede ser bastante estresante, sobre todo como introvertido. Pero, algo que puedes hacer es pedirle a alguien que te presente con otras personas que estén en el evento. 

Por ejemplo, puedes acercarte a uno de los participantes de un panel o a alguno de los organizadores, platicarle el perfil de personas con las que estás buscando hacer networking y pedirle que te presente. Sé sincero, diles que eres algo introvertido y que te sería muy valiosa su ayuda.  

Tip #2: Lleva preparada una serie de preguntas para romper el hielo

Hacer networking
Lleva preparadas algunas preguntas que te ayuden a empezar una conversación.

Ya sea que alguien más te presente o que te avientes tu solo a acercarte a alguien para hacer networking, te servirá un montón llevar ya preparadas algunas preguntas. Ya sea solo para romper el hielo o para evitar el silencio incómodo que es muy común que se haga entre personas que no se conocen.

Tip #3: Lleva a un amigo

Hacer networking
Tener una cara conocida a tu alrededor te ayudará al hacer networking.

Si te sientes ansioso y nervioso por un evento al que vas a ir, pídele a algún amigo de confianza que te acompañe para que sientas el respaldo de tu barrio. Si todo sale bien con tu networking, lo más seguro es que tu amigo se aburra (pues no lo pelarás mucho) y tengas que invitarle después unas chelas para agradecerle el favor. Pero, definitivamente si te estás muriendo del miedo, no dudes en ir acompañado de un amigo.

Tip #4: Vístete con ropa que te haga sentir seguro 

Hacer networking
Es importante que te sientas a gusto con la forma en la que vas vestido al evento de networking. 

Puede sonar algo superficial, pero es verdad que la ropa nos puede hacer sentir más seguros. Vístete con algo con lo que te sientas bien (obvio sin caer en la facha) y cómodo contigo mismo. No trates de aparentar algo que no eres, pues eso solo te hará sentir más nervioso. 

Tip #5: Dale seguimiento a las pláticas que tuviste

Hacer networking
No olvides darle seguimiento a tu networking enviando e-mails.

Este punto muchas personas lo olvidan y a ti como introvertido no te costará nada de trabajo. Digamos que el evento de networking es solo el inicio, la verdadera relación se debe ir trabajando y creciendo después y eso comienza dándole seguimiento. 

Así que, no olvides al otro día o máximo 2 días después del evento, enviarle un e-mail a todas las personas con las que entablaste una conversación (y que te interesa tener relación con ellas). Este simple detalle te hará sobresalir entre los demás y dará pie a continuar con la relación. 

Como puedes ver, hacer networking no te será tan difícil si eres introvertido. Échale ganas y poco a poco no te costará nada de trabajo hacerlo y verás todo lo bueno que te puede traer a cambio.